Apple ha comunicado que todas las aplicaciones nuevas a partir de abril deberán estar adaptadas a la pantalla del iPhone X

La pantalla del iPhone X ha supuesto un gran cambio de diseño en el dispositivo estrella de Apple. Pero este gran cambio afecta directamente a algo que utilizamos a diario: las aplicaciones. Este cambio también sucedió hace años con la salida del iPhone 5. Las aplicaciones más famosas y utilizadas se han ido adaptando estos meses. Pero aun queda alguna que sigue teniendo las dos franjas negras. Pero esto cambiará muy pronto.

Apple ha informado a los desarrolladores hoy mismo que todas las nuevas aplicaciones que lleguen a la App Store a partir de abril de 2018 deberán ser compatibles con pantalla Super Retina del iPhone X. Esto significa que los desarrolladores de aplicaciones nuevas deben asegurarse de que acomodan el “notch”. Y llegan de borde a borde en la pantalla OLED de 5,8 pulgadas del iPhone X.

Apple no ha fijado una fecha límite para la actualización a las aplicaciones ya existentes al iPhone X. Pero a partir de abril, todas las nuevas aplicaciones también deberán ser compiladas con el SDK de iOS 11. En los últimos años, es algo normal que Apple haya hecho cumplir las reglas de manera más agresiva para apoyar sus últimos dispositivos.

Apple informado a la prensa en un correo electrónico que esto fomentará la adopción de las últimas características de iOS 11 como Core ML, Sirikit y Arkit. Que requiera compilación con el SDK de iOS 11 no significa necesariamente que las aplicaciones deban ser compatibles con las nuevas características. Pero si ayudaría que ser implanten poco a poco.

A partir de abril las apps serán mejores en el iPhone X

Como suele ser habitual, cada vez que Apple introduce un dispositivo con alguna novedad, obliga a los desarrolladores a actualizar sus apps. A partir de abril comenzarán ha desaparecer las dos franjas negras en las apps del iPhone X. Que no son muchas, pero hay aplicaciones. Además poco a poco se irán actualizando las actuales.

Los desarrolladores ya están avisados y tienen dos meses para ir actualizando sus apps al nuevo y flamante iPhone X. Además todo indica que el año que viene tendremos más iPhone con este formato de pantalla. Por lo que el trabajo no será en vano, ya que les servirá para los futuros años.