Compartir

El iPhone 7 y el iPhone 7 Plus se alzan en lo más alto del top 5 de smartphones más vendidos del primer trimestre de 2017

En los últimos años hemos visto como las ventas del iPhone se han estancado. Algunos trimestres se venden más y otros menos, pero la diferencia es muy pequeña respecto al año anterior. Todo indica que el iPhone 8 terminará con esta tendencia, pero para eso tenemos que esperar. Aunque las ventas totales de iPhone no aumenten, eso no quiere decir que no se vendan muchos millones de terminales.

En un análisis del mercado de smartphones de Strategy Analytics, el iPhone 7 de Apple ha resultado ser el smartphone más vendido de lo que llevamos de año. Las cifras se basan en las ventas de los tres primeros meses de 2017. Apple ha conseguido situar el iPhone 7 en primer lugar, pero es que en segunda posición tenemos el modelo Plus. En total ha conseguido vender 21,5 millones de iPhone 7 y 17,4 millones de iPhone 7 Plus.

Es decir, que Apple ha conseguido vender casi 39 millones de iPhone 7 durante los tres primeros meses del año. Apple informó en su conferencia de resultados que vendió 50.7 millones de iPhone durante este periodo. Por lo que el resto, unos 11 millones, se corresponden con otros modelos como el iPhone 6s y iPhone SE.

El resto de terminales que ocupan el top 5 corresponden a OPPO y Samsung. La marca china ha conseguido vender casi 9 millones de su OPPO R9s, lo cual supone una cantidad envidiable. Sobre todo teniendo en cuenta que prácticamente solo juega en casa. Ya que es difícil encontrar este terminal fuera de China e India. Después aparece Samsung con sus J3 y J5, dos de sus terminales de entrada. Estos tres dispositivos tienen un precio bastante más barato que el iPhone de Apple.

El iPhone sigue en forma a pesar de todo

No hay duda de que el iPhone sigue en buen estado de forma. A pesar de que las ventas prácticamente se mantengan continuas y ya no veamos récord tras récord. El smartphone de la manzana sigue siendo el más vendido del mundo.

Y eso teniendo en cuenta el alto precio que tiene comparado con sus más inmediatos perseguidores y llevar casi tres años sin ver grandes cambios en el diseño. Por lo que todo indica que cuando el iPhone 8 y su nuevo diseño se pongan a la venta, Apple volverá a la senda de los récords de ventas de hace unos años.