Compartir

Las directrices que los empleados de las Apple Store utilizan para saber si pueden reparar o no tu iPhone

La garantía de los productos de Apple suscita una enorme discusión porque en ocasiones no queda claro cuáles son los límites o los tiempos de cobertura. En cuanto a estos últimos, en España legalmente Apple está obligada a ofrecerte 2 años de garantía -el primer año lo tramita el punto de venta y el segundo año directamente el fabricante. Sin embargo, no todos los daños quedan cubiertos por la garantía y recientemente se acaba de filtrar el documento que muestra qué daños entra y cuáles no en la garantía de Apple.

El documento filtrado por Business Insider consta de 22 páginas de directrices ofrecidas a los técnicos de las Apple Store para valorar un iPhone y determinar si el daño queda cubierto por la garantía, puede repararse fuera de garantía o no puede ofrecerse ningún tipo de reparación. El documento recibe el nombre de “Guía de Inspección Visual/Mecánica” y data del pasado mes de marzo, por lo que es bastante actual y probablemente el que se esta utilizando en estos momentos en las Apple Store.

Daños cubiertos por la garantía del iPhone

El primer apartado muestra los daños que se pueden reparar y están cubiertos por la garantía del iPhone, por lo que no tendremos que pagar nada si nos encontramos dentro de los 2 años de cobertura legal o si hemos ampliado a un tercer año a través de AppleCare+. Si se aprecia alguno de los daños descritos en esta sección, el dispositivo entra dentro de la garantía a pesa de cualquier daño accidental o por líquido.

  • Suciedad bajo la pantalla o píxeles muertos
  • Cámara FaceTime desalineada
  • Rotura única del cristal frontal sin punto de impacto ni daños adicionales

Daños reparables fuera de garantía

Los siguientes daños serán reparados por Apple pero no están cubiertos por la garantía, por lo que tendremos que pagar el precio de la reparación con independencia de si todavía nos encontramos en periodo de cobertura.

  • Daño por líquidos confirmado por el usuario
  • Clara evidencia de corrosión o modificación de piezas internas
  • Cualquier fractura de la pantalla LCD
  • Daño debido al contacto de láser con la cámara
  • Rotura única de pantalla con punto de impacto o roturas adicionales
  • Abrasión extrema, botón dañado o caído, y agujereo
  • Carcasa doblada
  • Carcasa separada
  • Múltiples roturas del cristal
  • Conector de audio o Lightning dañado
  • Rejilla del micrófono o altavoces dañada

Daños no reparables

Por último, se listan los daños que no pueden ser reparados por los técnicos de Apple y que, por tanto, nos será devuelto nuestro dispositivo. Son los casos más extremos donde directamente tendremos que comprar un nuevo terminal.

  • Incompatibilidad entre el código de configuración y el color, tamaño o modelo del iPhone
  • Daño intencionado
  • Unidad desmontada o falta de piezas
  • Utilización de baterías no oficiales de Apple
  • Daño catastrófico

Si contamos con un seguro AppleCare+ es posible que podamos ahorrarnos parte de la reparación de aquellos daños no cubiertos por la garantía e incluso podríamos conseguir una nueva unidad en los supuestos de daño catastrófico, aunque, como se ha apresurado a aclarar Apple, la última palabra la tiene los propios técnicos cuando hagan la valoración in-situ de nuestro iPhone.

El impacto del uso en la carcasa del iPhone tampoco entra en la garantía

Otro interesante documento es el que muestra los posibles daños que pueden surgir en la carcasa de nuestro iPhone debido al uso diario: pequeños golpes, rozaduras, rayones, entre otros. Como se puede apreciar en la imagen, se describe con gran detalle los posibles daños que pueden presentar la carcasa del dispositivo, meros daños estéticos que no entran en la garantía del terminal.