Compartir

Las comunicaciones dentro del ejército del Reino Unido van a cambiar, van a sustituir los actuales Samsung Galaxy por iPhone 7

El Reino Unido va a cambiar los dispositivos con los que se comunican sus fuerzas armadas. Hasta ahora estaban utilizando un Samsung Galaxy Note 4. Pero a partir de ahora, van a utilizar un iPhone 7 para discutir los secretos militares por teléfono. Las razones se deben a la poca seguridad de Android que sí conseguirían con el iPhone, eso sí, aseguran que utilizarán un iPhone 7 modificado.

Según ha informado TechRepublic, la compañía de telecomunicaciones que trabaja en el Ministerio de Defensa del Reino Unido, BT, tiene la intención de utilizar el iPhone 7 para las comunicaciones secretas. Estos iPhone 7 estarán modificados para que puedan cambiar entre diferentes modos de operación y niveles de seguridad. Dependiendo de la sensibilidad de la información involucrada en la llamada.

Además de permitir comunicaciones seguras, también se está trabajando en que el iPhone sea capaz de almacenar datos confidenciales. Para ello se necesitará algún tipo de archivos o carpetas ocultos o encriptados. De esta forma los secretos de la misión se almacenan para su uso posterior. Así podrían ser utilizados para transportar datos entre ubicaciones sin tener que transmitirlos.

El proyecto utilizó originalmente un Samsung Galaxy Note 4, pero después cambiaron de opinión. Esto se debió a que “a medida que se hacían pruebas, la seguridad no se consideraba suficiente”, según afirma Steve Bunn, “technical business manager” de BT para la defensa. Por lo que se decidieron por el iPhone. Además hay otro dato a favor del iPhone 7 , este es ampliamente utilizado dentro del Ministerio de Defensa para diversos propósitos. Lo que hace que sea más fácil tanto para sus desarrolladores como para sus funcionarios.

Ya sabemos lo difícil que es acceder a un iPhone

El año pasado ya fue un tema muy discutido. Tras un asesinato en San Bernardino, el FBI solicito a Apple acceso al iPhone del asesino. Apple alegó que ellos no tenían ningún modo de acceder al teléfono. Solo podrían ayudar dando información almacenada en iCloud. Es decir, que Apple no tiene una puerta trasera para poder acceder al iPhone.

Ahora vemos como el ejercito del Reino Unido ha elegido el iPhone para sus comunicaciones alegando que es más seguro que Android. A pesar de que pudieran modificar el software del Galaxy, han preferido pasarse a la opción de Apple. Aunque tendremos que esperar a ver las aspiraciones de Trump en este tema.